GENERA CAMBIOS EN VEZ DE QUEJARTE

La Queja es una expresión de disgusto, dolor y se dan tanto de forma oral que denota enojo ya que las palabras utilizadas son muy a la defensiva, o suelen ser ofensivas o expresan dolor por el daño recibido o se cree haber recibido. También pueden ser quejas por escrito, que se dan a nivel comercial, empresarial o institucional (privada o del estado) quejas por incumplimiento de algún acuerdo, algo que no ha salido como se esperaba entre otras etc. Mientras que El cambio es la acción y efecto de cambiar, reemplazar o sustituir algo o alguien.

“Positivamente hablando”, nosotros atravesamos por muchas etapas de cambios y cuando vemos que no podemos seguir avanzando llegamos a un punto en donde vale reflexionar y la respuesta es una: “cambiar”, algo muy necesario para nuestro desarrollo o crecimiento personal.

Todo lo que nos ahogue, hastíe o canse nos debe llevar a replantear nuestras decisiones, pero siempre empezando por cambiar uno mismo ya que no es dejar de hacer, dejar a aquel o a aquella o volver con este o con esta, porque será el mismo círculo vicioso, por lo que es bueno entender que el problema empieza y termina con uno. Por lo que es bueno replantearse las decisiones tomadas o por tomar de ser posible dando un un giro de 360º empezando por ti, reconociéndote o conociéndote primero porque lo que haces o las decisiones que tomas es lo que atraes.

En lo personal y profesional quejarte es perder el tiempo, hay mucho por hacer en vez de ello, siempre y cuando seas capaz de ver las fortalezas que tienes y si las tienes o las descubres serás alguien con poder personal pero sin estar supeditado a ello es decir a las ganas de querer tener siempre el control porque desgasta y aburres.

Particularmente no suelo quejarme, procuro actuar con sabiduría y buen humor. Se reir, digo lo que tenga que decir con compasión, “no comulgo con ruedas de molino y mucho menos con lo que no me gusta o prefiero”. Me encanta confundirme entre gente diversa tanto en edades, etnias, culturas etc simple y llanamente porque no estoy supeditada al poder.. Tampoco anido el rencor y aveces puedo llegar a ser muy irreverente porque soy atrevida, confío en mis presentimientos porque los medito y sumado a la experiencia defiendo con firmeza lo que me interesa y amo. Sé escuchar y amo hacerlo todo el tiempo no solo a los demás sino a mi misma, aprendí con conocimiento a improvisar (que es como se debe hacer) también aprendí a no implorar… Y me funciona super bien y lo recomiendo.

Para no ser quejica y generar cambios recomiendo saber convivir con todos, las plantas, los animales, amando lo que estos hacen por nosotros… Verás como te alienta a desarrollarte a reconocer lo delicado que la vida nos ofrece y por ende a valorar lo que tiene que ser valorado.

Dicen que cuanto más edad se tiene más camino hay aprendido, puede ser aunque muchas veces no hace falta ser grande para tener experiencia de la vida y conocer a las personas o conocerte a tí mismo. Si importa conocerte y reconocerte tengas la edad que tengas… Si te dices que te conoces porque así te lo dicta tu cerebro calculador “frena”.

Mira y observa compasiva y empáticamente la vida de los demás, eso enseña mucho, lo hago siempre y me ha permitido aprender a no quejarme porque me pongo en los zapatos de los demás entendiendo porque ocurre cada cosa, con solo oir los problemas, los sueños, los anhelos y miedos de otras personas a lo mejor contando los tuyos o los que tenías te haces más fuerte aún.

Hay que implicarse más en los procesos que en los sucesos, así todo es más fácil. Tenemos muchos recursos, hay que prestarles atención en vez de quejarnos, porque las personas sabias no vivimos quejándonos, por el contrario, generamos cambios saboreamos lo positivo que nos da la vida y lo compartimos con sencillez. Y para lograr el cambio, empezando por uno mismo debemos primero que nada tener la intención de cambiar, evaluarnos y decidirnos poniendo a la pasión en el asador que es la emoción y el compromiso, combustible sagrado de tu conducta, y no un simple convidado de palo tal cual hoja al viento ve todo pasar.

Hay que tener claro nuestra situación o la situación y saber cual es tu propósito, porque ninguna acción será eficaz si no tenemos un propósito hacia lo que deseamos conseguir sabiendo de donde partimos, por lo que si no tienes la intención de cambiar por lo que creas o pienses, y solo has evaluado el panorama, mal vamos… Porque aunque avances, siempre irás dando tumbos, tomando decisiones desacertadas cuando se debería tomar con talento (conjunto de habilidades en la que te mueves con especial soltura, alegria y eficacia). entendiéndo que no necesariamente te dará resultados òptimos pero si mejores que los anteriores y lo reconocerás porque esas decisiones irán en función de la facilidad especial que tienes para esa tarea, por tu capacidad de interpretar y moldear lo preestablecido, y por tu tendencia a encontrar nuevas y propias maneras de desarrollar tu propia forma de hacer las cosas de forma creativa…

Entendiendo que Decidir hacer no es hacerlo, encontrar la respuesta no es la respuesta, planear tampoco es hacer ya que debe estar el llevarlo a cabo, es decir a la acción y listo! Sin quedarse a la mitad y para ellos hazte de herramientas para lograr tu acción. la que te encaminará en tu decisión.

En resúmen, tenemos:

1 Las claves para cambiar, es decir el cuándo, cómo, dónde, qué porque cambiar o debemos cambiar…

  • Cuándo: normalmente unos cambiamos porque es indispensable para crecer y lo notamos y otras porque no les queda otro remedio. Por lo que parece que la palabra crisis significa oportunidad para cambiar.
  • Cómo: muchos evitan el cambiar, otros lo hacen de a poquitos o lentamente y como digo siempre unos para mejor y otros para peor…o lo que es más triste solo mejoraron o empeoraron. El grado de madurez tiene mucho que ver ya que les hace más receptivos al cambio.
  • Dónde: en el momento que sea.
  • Qué: los cambios positivos moldean nuestros valores aunque con la edad van apareciendo cosas o simplemente desaparecen.
  • Por qué, para evolucionar he ahí lo que debe ser la principal motivación de un cambio y el compromiso de mantenerse firme en ello hasta conseguirlo, es decir logrando nuestras expectativas.

2 La forma de gestionar los cambios deben incluir:

  • Lo que quiero cambiar, saberlo de forma clara
  • Mi objetivo, mi deseo
  • Mis opciones, o posibilidades que se pueden aplicar, así que indica las distintas maneras o caminos para conseguir el objetivo, entendiendo que en cada opción todos los obstáculos y ayudas pueden aparecer más adelante, también hay que trabajar la herramienta Generador de Perspectivas, que sirve para analizar en detalle las distintas acciones o tareas a incluir en cada escenario.


Para generar cambios en los demás, que podemos, pahara ello debemos iniciar las conversaciones con aprobación y apreciaciones honestas, marcar los errores de los demás sin hacerlo de forma directa, hablando primero de nuestras propias equivocaciones antes de hablar de los demás. Igualmente debemos dejar que la otra parte se defienda de las acusaciones y den su punto de vista, elogiando cada vez un cambio o mejora. Generar y fomentar la buena reputación del otro a terceros sobre sus virtudes, es decir “edificando a los demás” así como el motivarles e inspirarles para que sus errores o fallas se vean como algo fácil de modificar. Hacerles sentir a los demás que se sientan felices con las decisiones tomadas y uno también por los resultados obtenidos.

Eso si, hay que tener claro de que no tenemos que moldear a los demás para que hagan lo que nosotros queremos o para controlarles, por el contrario conseguir cambios en los demás es para ayudarles o favorecerles porque de eso trata generar cambios en los demás y que lo acepten por lo positivo que es para ellos mismos. Procurando que en vez de criticar a los otros de lo que pueda o no ser molesto de estos enseñarles o ayudarles al cambio en positivo por su propio bien, entendiendo que no le cambiaras por lo que es sino por lo que hace.

Para ayudar a generar cambios en los demás debemos empezar cambiando nuestra actitud hacia ellos, nuestras palabras o la forma de expresarnos sin recurrir a ningún tipo de manipulaciones, porque debemos entender que no lo tenemos que hacer por nuestro propio beneficios sino el de la otra parte, empezando por que no debemos tener actitudes negativas sin dar una explicación ya que seria la forma de ayudar a la otra a construir una explicación sana de tu negativa. Tampoco debemos intentar mejorar a alguien a como de lugar porque los cambios más importantes son los que uno es capaz de generar en si mismo. Y si criticas hacerlo de forma constructiva utilizando las palabras adecuadas además de utilizar la palabra mágica: Gracias, demostrando siempre interés y cuidando de los detalles.

Y si hablamos de gestionar cambios a nivel profesional y empresarial tenemos que…

Anuncios

2 comentarios en “GENERA CAMBIOS EN VEZ DE QUEJARTE

  1. May dijo:

    Entonces… si decido entrar a un restaurante, pido un filete y al comerlo sabe a podrido… en lugar de quejarme, tengo q sonreír, tener compasión por el restaurante, agradecerles la comida, pagárselas y salir feliz porque mi paladar me advirtió a tiempo del error que tuve al elegir ese restaurante y aprender q la próxima vez debo elegir. Oye, si eso te funciona y hace feliz… me alegro..

    Me gusta

    • Cristina Barcelona dijo:

      No, a esto no es a lo que me refiero, esto de las quejas va por aquellas personas que se quejan de todo en vez de hacer algo porque so digo gestionar cambios osea no te quejes actúa genera el cambio, porque no solo generamos cambio en uno sino que podemos generarlo en los demás. Si de pronto voy a un restaurant y me paso lo que a ti no armo un escandalo llamo al responsable y le explico y es mas le pido que lo pruebe y le sugiero cambien de actitud en el supuesto y me ha pasado que aun ellos habiendolo probado dicen que esta bien…. les hablo y les convenzo de lo que no quieren aceptar y les digo lo importante que es el cliente y la venta de un producto a la altura. Exacto tu gestion de cambio te advierte si percibes que en ese restaurant tu filete parece no ser un hecho aislado pues cambiar no ir….. May hay gente que se queja por todo pero no cambia, tu por lo menos no vas a ese restaurante más…. se de gente que lo paga sin decir nada y vuelve a ir y siguen quejándose, tienen un trabajo donde son maltratados se quejan y siguen como si nada, tienen un novio que les maltrata se quejan y siguen… dicen querer salir de pobres pero no se mueven… a eso iba.

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s